KUALA LUMPUR, MALASIA, 15 jul (NNN-ERNAMA) -- Malasia no da la bienvenida a la interferencia o influencia extranjera en el uso de la palabra "Alá", dijo el ministro malasio de Relaciones Exteriores, Anifah Aman.

En un comunicado Anifah dijo que como país soberano, tal interferencia sólo avivaría los sentimientos religiosos en el país y no serviría para contribuir a garantizar la estabilidad y la armonía racial y religiosa en el país.

"El asunto (el caso sobre la palabra Alá) está siendo actualmente analizado por el Tribunal de Apelaciones y todas las partes deben dejar que el caso se determine de acuerdo con el estado de derecho del país", dijo.

Se ha informado que el embajador de la Ciudad del Vaticano en Malasia, Arzobispo Joseph Marino, ha elogiado la campaña de la iglesia local para incluir la palabra árabe 'Alá' para referirse a Dios entre los entre los cristianos.

El abierto apoyo del arzobispo no ha sido bien recibido por varios grupos musulmanes que han considerado la acción como insensible y muy ofensiva para los musulmanes y los malasios.
-- NNN-BERNAMA
web analytics