ABUJA, 14 Feb (NNN-PRENSA LATINA) -- El Tribunal Superior Federal de Kainji, estado de Níger (noreste), condenó hoy al comandante del grupo extremista Boko Haram Abba Umar a 60 años de prisión por diversos actos de terrorismo.

La publicación digital Punch reporta que el joven de 22 años no tuvo remordimientos, mantuvo una mirada dura durante todo el proceso, y amenazó que regresaría al bosque de Sambisa para continuar con los actos de terrorismo si alguna vez lo liberaban.

Umar estaba detenido desde 2014, después de una fallida misión suicida contra una escuela en el estado de Gombe (noroeste) ese año.

Dos de los cinco cargos que enfrentaba conllevaban la pena de muerte, pero el juez explicó que impuso penas menores al tomar en consideración la edad del convicto y el hecho de que debió estar expuesto a un 'adoctrinamiento religioso excesivo y constante', que lo hizo ser fácilmente manipulable.

Hubiera sido más misericordioso, pero me disuadió la insistencia del convicto de que respaldaría las actividades que constituyen un peligro para la sociedad y por las que fue arrestado, manifestó el magistrado, cuyo nombre no fue revelado.

Durante el juicio, Umar confirmó que las 17 imágenes presentadas por la fiscalía como pruebas muestran que el automóvil y los artefactos explosivos improvisados utilizados para la operación fallida eran verdaderos y auténticos.

Mientras testificaba, agregó que se casó con dos esposas después de unirse a la secta, y que como comandante tenía más de 100 tenientes bajo su mando.
- NNN-PRENSA LATINA
web analytics